Tips para comprar en Rebajas

 Llegan las rebajas y con ellas el impulso irrefrenable de entrar corriendo a las tiendas y tomar todo lo que quepa en nuestros brazos.

La tentación es grande, pero tenemos que ser inteligentes y comprar en función de desarrollar un armario versátil que nos permita tener opciones interesantes para vestirnos sin importar la ocasión.

2.-Foto cortesía WGSN Phillip_LimEs por esto que Rene Martínez Subdirector de Diseño en la Universidad Jannette Klein desarrolló una serie de tips que te permitirán aprovechar la temporada de rebajas y agregar piezas importantes a tu estilo.

Busca información: Es importante estar informado para poder tomar decisiones inteligentes en cuanto a compras se refiere. Recuerda que las prendas pueden considerarse un gasto si solamente las usas pocas veces o pueden considerarse una inversión si es que están pensadas para durar, tienen un buen corte y sientan bien a tu figura. Afortunadamente la información sobre las tendencias es accesible para todos y esto puede servir de guía para agregar prendas que vayan de una temporada a otra sin perder el estilo.

Piensa a futuro: La Moda desde sus inicios ha mirado siempre hacia adelante. Si tu intención es seguir sus dictados es importante que pienses en eso cuando realices tus compras durante las rebajas. Posiblemente no necesites un nuevo abrigo porque la temporada de frío está terminando, pero siempre se pueden conseguir estas piezas a un precio reducido, lo importante es comprar prendas clásicas, de buen corte y colores neutros, todo esto con la finalidad de que las piezas se integren de forma armónica a tu clóset y puedas armar looks interesantes.

Destina un presupuesto: Debemos plantearnos un tope límite de gasto, que no comprometa nuestras finanzas y que nos permita comprar la mayoría de las prendas que necesitamos. Si el presupuesto destinado para nuestras compras es menor que aquel que necesitamos para comprar todas las piezas, debemos de tener un orden de prioridad de las mismas para saber en cual es más urgente invertir.

Piensa en el ajuste: todos sabemos que muchas veces durante el periodo de rebajas encontramos muchas prendas y algunas de las que más nos gustan no son de nuestra talla o quizá tienen un largo poco adecuado para nuestra figura y tipo de cuerpo. Es importante recordar que muchas de las prendas pueden ajustarse para que el fit sea el ideal y la mayoría de las tiendas ofrecen este servicio sin cargo extra. En caso contrario, un sastre puede realizar todas las composturas y ajuste a las prendas.

Se realista: Recuerda que aunque es posible ajustar las prendas, el ajuste nunca será el ideal si la prenda es demasiado grande o si tiene desperfectos demasiado evidentes como rasgaduras en la tela, decoloraciones, etc. Tampoco es inteligente comprar prendas más chicas con la esperanza de caber en ellas después de la dieta. Pocas veces, o ninguna, se logrará el propósito de entrar en una prenda que en realidad no nos quedaba desde el principio, con lo cual terminaremos con una prenda que no nos queda, que aún tiene la etiqueta puesta porque nunca pudimos usarla y unos cientos o miles de pesos menos en nuestra cuenta.

Y para redondear estos tips, la experta en Finanzas Personales Sonia Sánchez-Escuer  nos da 3 consejos para que las compras sean una experiencia mejor y bien aprovechada.

Haz tu lista: no salgas de compras sin saber que vas a buscar. Revisa tu clóset y ve que es lo que realmente te hace falta. Descríbelo en tu lista: unos flats cafés, un cinturón negro, una blusa blanca clásica, etc. Apegarte a tu lista hace que no te quedes en cada tienda o rack de ropa “pampiruleando” y perdiendo tu valioso tiempo. También hace que compres las cosas que ya sabes que irán con tu guardarropa y no prendas que quizá no puedas usar mucho.

Realiza unas pruebas de color: No pierdas el tiempo y dinero probando cosas que no te quedan. Saber que colores  son los que si nos van, ayuda mucho a no comprar cosas por impulso, ahorrar tiempo y a sacarle provecho a cada prenda. En un lugar bien iluminado con  espejo, toma 2 prendas una de color fucsia y otra naranja. Cubre todo tu pecho con una prenda primero (dejando la cara libre, claro) y luego la otra. Te darás cuenta de que te cara se ve más iluminada y mejor con una que con la otra. Si te queda mejor el fucsia, te van los colores fríos.  Si te va mejor la naranja eres de gamas cálidas.

Déjate seducir por la prenda, no por su precio. Si está en descuento y lo necesitas ¡es una ganga! si por el contrario está en descuento pero no lo necesitas, no se te ve tan bien o no te convence, es ¡un gasto inútil!

1.-Foto cortesía WGSN Thakoon_Addition

3.-Foto cortesía WGSN Bottega_Veneta

4.-Foto cortesía WGSN Chloe

5 .-Foto cortesía WGSN AlessaLo verdaderamente importante es recordar que hay que disfrutar la época de rebajas y comprar piezas que realmente te gusten y quieras agregar a tu closet, no solamente porque estén en descuento. En sus marcas, listos, a comprar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s